SECCIONES

Noticias Nidera Nutrientes
10/10/2017
El maíz tardío potencia el desafío de las malezas
Recomiendan integrar técnicas y modos de acción a fin de obtener los mejores resultados en toda la rotación.

En los últimos años ha cobrado gran importancia la siembra de maíz en fechas tardías o en planteos de segunda ocupación. A pesar de la caída en el potencial del cultivo, la estabilidad alcanzada en los rendimientos ha inclinado la balanza a favor de la elección del desplazamiento de la fecha de siembra. Este cambio en los sistemas productivos tiene implicancias en diversos aspectos vinculados al manejo de los lotes y la preparación para el cultivo siguiente.

Por un lado, el atraso en la siembra conlleva a un extendido período de cosecha. Según las estimaciones agrícolas de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, hasta fines de agosto no se había concluido con la recolección del cereal.

Esta larga ocupación del lote sin posibilidades de intervenir en forma efectiva puede generar dificultades para lograr buenos resultados. ?Durante todo este período se desarrollan las especies otoño ? primaverales. Esto es particularmente importante para los casos de rama negra o rye grass, ya que a esta altura del año nos podemos encontrar con individuos con importantes avances: rama negra elongando y rye grass en encañazón.

En estas condiciones estamos fuera de los momentos óptimos de control. Para Conyza, esto ocurre mientras las plántulas se encuentran en estado de roseta. En este escenario se pueden obtener buenos controles con tratamientos que incluyen hormonales + residuales?, describe el especialista de Nidera.

?Frente a los estadios avanzados de estas especies una de las posibilidades es recurrir a la técnica de doble golpe?, dice Balza y detalla que consiste en la aplicación de dos tratamientos secuenciales. En la primera aplicación herbicidas sistémicos y luego, a los 10 días, la segunda aplicación con algún producto de contacto como paraquat o glufosinato de amonio.

Durante la campaña 16/17, desde Servicio técnico de Nidera, se testeó la eficacia del doble golpe sobre rama negra en dos fechas a la salida de cosecha de maíz. Los tratamientos consistieron en una aplicación de Glifopampa Zamba a razón de 2,5 lt/ha junto con 2,4 d amina 1,25 lt/ha y una segunda aplicación a los 10 días de 2 lt/ha de Paraquat Zamba.

?El doble golpe fue una técnica muy eficaz para el control de rama negra en estado de elongación, alcanzando excelentes resultados?, afirma Balza y amplía que fue muy notorio en la cantidad de maleza presente al momento de cosecha.

Por todo esto, desde Nidera aseguran que el manejo de malezas debe ajustarse a las nuevas condiciones que ha generado el maíz tardío en los sistemas agrícolas. El desafío es integrar técnicas y modos de acción a fin de obtener los mejores resultados en toda la rotación.

10/10/2017 El maíz tardío potencia el desafío de las malezas Recomiendan integrar técnicas y modos de acción a fin de obtener los mejores resultados en toda la rotación.

En los últimos años ha cobrado gran importancia la siembra de maíz en fechas tardías o en planteos de segunda ocupación. A pesar de la caída en el potencial del cultivo, la estabilidad alcanzada en los rendimientos ha inclinado la balanza a favor de la elección del desplazamiento de la fecha de siembra. Este cambio en los sistemas productivos tiene implicancias en diversos aspectos vinculados al manejo de los lotes y la preparación para el cultivo siguiente.

Por un lado, el atraso en la siembra conlleva a un extendido período de cosecha. Según las estimaciones agrícolas de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires, hasta fines de agosto no se había concluido con la recolección del cereal.

Esta larga ocupación del lote sin posibilidades de intervenir en forma efectiva puede generar dificultades para lograr buenos resultados. ?Durante todo este período se desarrollan las especies otoño ? primaverales. Esto es particularmente importante para los casos de rama negra o rye grass, ya que a esta altura del año nos podemos encontrar con individuos con importantes avances: rama negra elongando y rye grass en encañazón.

En estas condiciones estamos fuera de los momentos óptimos de control. Para Conyza, esto ocurre mientras las plántulas se encuentran en estado de roseta. En este escenario se pueden obtener buenos controles con tratamientos que incluyen hormonales + residuales?, describe el especialista de Nidera.

?Frente a los estadios avanzados de estas especies una de las posibilidades es recurrir a la técnica de doble golpe?, dice Balza y detalla que consiste en la aplicación de dos tratamientos secuenciales. En la primera aplicación herbicidas sistémicos y luego, a los 10 días, la segunda aplicación con algún producto de contacto como paraquat o glufosinato de amonio.

Durante la campaña 16/17, desde Servicio técnico de Nidera, se testeó la eficacia del doble golpe sobre rama negra en dos fechas a la salida de cosecha de maíz. Los tratamientos consistieron en una aplicación de Glifopampa Zamba a razón de 2,5 lt/ha junto con 2,4 d amina 1,25 lt/ha y una segunda aplicación a los 10 días de 2 lt/ha de Paraquat Zamba.

?El doble golpe fue una técnica muy eficaz para el control de rama negra en estado de elongación, alcanzando excelentes resultados?, afirma Balza y amplía que fue muy notorio en la cantidad de maleza presente al momento de cosecha.

Por todo esto, desde Nidera aseguran que el manejo de malezas debe ajustarse a las nuevas condiciones que ha generado el maíz tardío en los sistemas agrícolas. El desafío es integrar técnicas y modos de acción a fin de obtener los mejores resultados en toda la rotación.

Imprimir nota impresora
Compartir en:

Enlaces relacionados

Fortaleza Zamba, eficacia contra las malezas gramíneas VER MáS
El maíz tardío potencia el desafío de las malezas VER MáS
Royas? manchas? CINCHA para Trigo VER MáS
Manejo Nutri-Defensivo en Trigo VER MáS